Publicado el

Sobre el dióxido de cloro y porque la medicina no lo aprueba

Facebooktwitterpinterest

La fórmula es NaCLO2 Cloruro de sodio al 25% y HCl. Las redes sociales están llenas de testimonios y videos de cómo usarlo.  Seguramente ya te llegó una cadena vía WhatsApp sobre sus usos y que ya lo puedes conseguir ora beneficio de ti Salud. Sobre todo porque al parecer resulta una opción contra el COVID19.

Pero primero lo primero: qué es?

El dióxido de cloro es una solución al 28% de clorito de sodio en agua destilada.

Se usa como blanqueador y para descontaminar superficies industriales , ya que se asemeja a la lejía o el cloro.

Con publicaciones de Facebook, Twitter, mensajes o audios de WhatsApp, están “recomendando” consumir MMS o clorito de sodio activado para “matar” al coronavirus. Pero esto no solo es falso, también es muy peligroso. Sé Responsable con lo que compartes u consumes. Investiga primero antes.

El argumento principal de esta desinformación es que el “MMS (clorito de sodio activado con un ácido de calidad alimentaria que luego produce dióxido de cloro) mata la mayoría de las enfermedades de la humanidad”.

Cloruro de Sodio Covid

El MMS es también conocido como “suplemento mineral milagroso”. Es dióxido de cloro, una solución al 28% de clorito de sodio en agua destilada. Se vende en pequeños goteros como producto milagro que cura desde gripe, hasta cáncer. Pero este producto perjudica la salud. 

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) y la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios advirtieron desde 2010 que beber cualquiera de estos productos de dióxido de cloro puede causar náuseas, vómitos, diarrea y deshidratación grave

De acuerdo con la FDA tomar MMS es igual que beber cloro. “El clorito de sodio se vende junto con un “activador” de ácido cítrico. Al agregarse el ácido, la mezcla se convierte en dióxido de cloro, un poderoso agente blanqueador”, señala. 

Y agrega que tanto el clorito de sodio como el dióxido de cloro son los ingredientes activos de ciertos desinfectantes, además de tener otros usos industriales. No están hechos para que los ingieran las personas.

No, el dióxido de cloro no cura el coronavirus (Covid -19)

Andreas Ludwig Kalcher, quien asegura ser investigador. Ludwig dice que la solución contra el coronavirus es el dióxido de cloro o CDS, un producto que, según él, proviene del “MMS o clorito de sodio”.

El MMS es un producto llamado Solución Mineral Milagrosa o Suplemento Mineral Milagroso, que en realidad es clorito de sodio en agua. En cuanto al dióxido de cloro, es una solución al 28 por ciento de clorito de sodio en agua destilada.

La búsqueda de una cura milagrosa contra el coronavirus está llevando a muchos a promocionar el uso de una polémica formulación química: el dióxido de cloro.

Este producto también conocido como «Suplemento Mineral Milagroso» lleva años publicitándose como un remedio para muchas afecciones y enfermedades que van desde malaria, a la diabetes y asma, el autismo o incluso el cáncer.

Sin embargo, ninguna institución sanitaria lo reconoce como medicamento y ahora que la pandemia del covid-19 azota el mundo, vuelva a aparecer como algo capaz de frenar los efectos del virus.

Postura FDA ante el cloruro de sodio

La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. Ha emitido una carta de advertencia a un vendedor que comercializa productos de dióxido de cloro fraudulentos y peligrosos conocidos como «Solución Mineral Milagrosa» para la prevención y el tratamiento de la «Nueva Enfermedad del Coronavirus 2019» (COVID-19). La FDA advirtió previamente a los consumidores que no compren ni beban productos de dióxido de cloro que se venden en línea como tratamientos médicos, ya que la agencia no tiene conocimiento de ninguna evidencia científica que respalde su seguridad o efectividad y representan riesgos significativos para la salud del paciente. La FDA está tomando esta medida para proteger a los estadounidenses como parte de su respuesta a la pandemia mundial de COVID-19.

No se ha demostrado que los productos de dióxido de cloro sean seguros y efectivos para ningún uso, incluido COVID-19, pero estos productos continúan vendiéndose como un remedio para tratar el autismo, el cáncer, el VIH / SIDA, la hepatitis y la gripe, entre otras afecciones, a pesar de Sus efectos nocivos.

Los sitios web que venden productos de dióxido de cloro típicamente describen el producto como un líquido que es clorito de sodio al 28% en agua destilada. Las instrucciones del producto indican a los consumidores que mezclen la solución de clorito de sodio con ácido cítrico, como el jugo de limón o lima, u otro ácido, como el ácido clorhídrico, antes de beber. En muchos casos, el clorito de sodio se vende como parte de un kit con un «activador» de ácido cítrico. Cuando se agrega el ácido, la mezcla se convierte en dióxido de cloro, un poderoso agente blanqueador que ha causado efectos secundarios graves y potencialmente mortale

Efectos secundarios consumo Cloruro de Sodio

  • Insuficiencia respiratoria causada por una afección grave en la que la cantidad de oxígeno transportado a través del torrente sanguíneo se reduce considerablemente (metahemoglobinemia);
  • Cambios en la actividad eléctrica del corazón (prolongación del intervalo QT), que pueden conducir a ritmos cardíacos anormales potencialmente fatales;
  • Presión sanguínea baja potencialmente mortal causada por la deshidratación;
  • Insuficiencia hepática aguda;
  • Bajos recuentos de células sanguíneas, debido a la destrucción de las células rojas de la sangre más rápido de lo que el cuerpo puede hacerlo (anemia hemolítica), que requirió una transfusión de sangre;
  • Vómitos severos; y
  • Diarrea severa.
Facebooktwitterpinterest