VIENTRE PLANO

Para lograr vientre plano hay que seguir unas técnicas para no perder nuestro tiempo y enfocarnos correctamente.

La grasa del vientre es una de las zonas más difíciles de adelgazar, además de la más peligrosa. Las personas con soprepeso abdominal tienen una mayor posibilidad de sufrir enfermedades cardiovasculares, entre otras afecciones como diabetes, insomnio o cáncer.

Si deseas un vientre plano, consume menos hidratos y mas proteínas

Para adelgazar la grasa abdominal hemos de intentar reducir la ingesta de carbohidratos y aumentar la de proteínas y fibra, además de grasas buenas, como las omega-3.

  • Resveratrol (uvas): es una sustancia química que se encuentra principalmente en las uvas rojas y los productos elaborados con estas uvas (vino, jugo). Puede ser útil para la pérdida de peso porque «ralentiza la acumulación de grasa en el cuerpo», detalla el doctor Kuma.
  • Frutos rojos: cuanto más profundo es el color, más efectivos son para desactivar los genes de la obesidad. Las frutas rojas, como las manzanas, pueden ser algunos de los alimentos más saludables para comer y adelgazar la grasa del vientre.
  • Colina (huevos): se cree que inactiva los genes que producen un aumento de grasa visceral. Este nutriente se encuentra comúnmente en los huevos.
  • Canela y jenjibre, además de otras especias, pueden ayudar a reducir la hinchazón y ralentizar la acumulación de grasa.
  • Avena: es una de las fibras que más contribuyen a hacernos perder peso.
  • Proteína vegetal adicional (frutos secos): se puede encontrar en la soja, los guisantes, los frutos secos y las semillas. Además, se puede consumir en polvo con batidos o bebidas.
  • Carne magra (pollo, pavo): un estudio ha demostrado que aumentar la ingesta de proteínas en un 25% puede reducir los antojos en un 60%, reducir el deseo de picar por la noche y causar una pérdida de peso de casi medio kilo por semana.
  • Las verduras de hoja verde y crucíferas pueden ayudar a reducir la hinchazón y desactivar los genes que hacen que almacenemos grasa. Son la lechuga, el brócoli, la coliflor o las coles de Bruselas. Son ricas en fibra y tienden a ser increíblemente saciantes.
  • Té verde: las investigaciones han concluido que consumir extracto de té verde produce disminuciones significativas en el peso corporal, la grasa y la barriga. Todo ello puede deberse a que esta bebida es especialmente rica en catequinas, unos antioxidantes naturales que aceleran el metabolismo y fomentan la pérdida de peso.
  • Legumbres y frutas: agregar alimentos ricos en fibra a las comidas también es clave para evitar la grasa corporal. Buenas fuentes de fibra son las legumbres, la avena, las semillas de chía, así como las verduras y las frutas.
  • Yogures: los estudios han demostrado que las cepas de la familia Lactobacillus también pueden ayudar a reducir la grasa abdominal. Las investigaciones realizadas hasta la fecha indican que comer yogures de esta familia reduce la grasa corporal entre un 3-4% en seis semanas.
  • El pescado graso rico en ácidos grasos omega-3 ayuda a reducir la grasa del vientre y la hinchazón. Algunos son el salmón, las sardinas, el arenque, las anchoas y la caballa.
  • Algunos estudios muestran que beber vinagre de sidra de manzana reduce las reservas de grasa corporal, suprime los centros que controlan el apetito en el cerebro y aumenta la enzima AMPK en el cuerpo, lo que acelera el metabolismo.

Agrega el ejercicio japonés para lograr vientre plano

Fukutsudzi vientre plano vientre plano vientre plano vientre plano